Opinión

Prepararse para la guerra es más importante que mejorar los hospitales

Venezuela.- Para el presidente Nicolás Maduro prepararse para la guerra es más importante que mejorar los hospitales, desde hace más de dos años Venezuela vive una fuerte crisis económica, debido a baja en el precio del barril de petróleo. Muchas cosas han caído en decadencia durante este tiempo, no obstante la prioridad no parece ser la mejora en lo social sino comprar aviones de guerra.

Hace pocos días luego de que surgiera la situación en la frontera con Colombia, dos aviones de guerra venezolanos marca Sukhoi -30, perdieron el control y tuvieron un trágico accidente y para el gobierno venezolano fue necesario rápidamente reemplazar estos aviones con unos nuevos. El Ministro de Relaciones Exteriores ruso Serguei Lavro, visitó Venezuela con motivo de la negociación de 12 aviones militares nuevos del mismo modelo Sukhoi.

Mientras tanto, hay una gran cantidad de hospitales cerrados y médicos que se niegan a atender las emergencias por falta de insumos entre los cuales se encuentra el hospital “Clínicas Caracas” siendo uno de los más destacados por haber emitido una circular en la cual anuncia la suspensión de la cirugía cardiovascular, tanto central como periférica.

La cirugía cardíaca es la especialidad quirúrgica que se ocupa del corazón, realizada por un cirujano cardíaco. Frecuentemente se utiliza para tratar complicaciones de la cardiopatía isquémica, corregir malformaciones cardíacas congénitas, o tratar enfermedades valvulares del corazón debidas a causas diversas, como la endocarditis. También incluye el trasplante cardíaco. Es una especialidad muy importante y delicada.

Los médicos por su parte protestan en las calles por una bonificación digna y porque exista más inversión en los hospitales públicos, usando la consigna: “Los médicos salvan vidas; los aviones de guerra las acaban”.

Según la Federación Médica Venezolana (FMV) más de 12.000 médicos de todas las especialidades han abandonado sus puestos de trabajo en los hospitales públicos, por la falta de insumos y el poco salario que perciben; aunado a eso están los 10. 300 doctores que han migrado del país.

El Dr. Douglas León, presidente de la FMV, hizo un análisis sobre la situación y si se dejara de comprar esos aviones y se diera el dinero al Ministerio del Poder Popular para la Salud, la bonificación para los galenos seria de Bsf. 9.736.475  cada uno.

Si existiese la voluntad política de financiar de manera justa la red de hospitales públicos, el gasto en los Sukhoi podría invertirse y correspondería a cada hospital del país un presupuesto de Bs. 468.672.897 para su funcionamiento.

Etiquetas

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close